Bonsai Marihuana

¿Creíste que no era posible hacer un bonsái marihuana? Entonces, ¡te equivocaste! Porque sí es posible hacerlo.

Comencemos por el inicio, la palabra “bonsái” significa: “plantado en un contenedor”, es un término de origen japonés. Su uso data desde hace muchos años y su principal función es alegrar a las personas con tan solo verlos.

Ya lo dijimos, los bonsái de marihuana no son un mito, ¿y adivina qué? ¡Tú puedes hacerlo realidad!

¿Sueñas con cultivar un bonsái precioso y con tu planta de marihuana? Hoy tendrás una oportunidad de cumplir ese sueño, porque te diremos cómo hacerlo. ¿Te agrada la idea? ¡A nosotros también!

¿Cómo cultivar un bonsái de marihuana?

Repetiremos esto: El bonsái quiere decir “plantado en un contenedor” y para la buena suerte de nosotros, la planta de marihuana puede crecer –sin dificultad- en contenedores tales como las macetas.

Los árboles de bonsái son fascinantes, se reconocen porque son pequeños, contienen hojas minúsculas y una vida bastante duradera.

¿Qué necesita el bonsái de marihuana para tener una existencia larga? Necesita podas cuidadosas, riego y un gran, gran cantidad de amor. Aunque, quizás no sabes que el secreto de mantener un bonsái está en la cantidad de tierra que necesitan para desarrollarse.

¿Qué quisimos decir? ¡Necesitarás macetas pequeñas, bonitas con poca tierra!

Ahora sí hablaremos de cómo cultivar un bonsái de marihuana. Para comenzar puedes iniciar con utilizar la técnica ScrOG, screen of green, que se traduce en rejilla verde, es hacer crecer las plantas por medio de una rejilla.

Nos ahorraremos el proceso de cómo cultivar una planta de marihuana, y comenzaremos por la parte que la planta ya está lista. Paso siguiente necesita ser moldeada y lo puedes lograr atando las ramas laterales y haz que crezcan según la dirección que estás buscando.

Sabemos que puedes estar confundido y no sabes en qué dirección cortarla, entonces, te pediremos que te relajes y que, tal vez, fumes un porro para tomar inspiración.

Como hacer Bonsai Marihuana

Volviendo al tema, te recomendamos que tomes un palo y lo claves en la tierra, luego atas una rama en la dirección que quieras, así crecerá alrededor de él… ¿No es una idea genial? No termina aquí, si lo haces de esa manera, lograrás tener un tallo serpenteante y muy pintoresco.

Lo mejor de los bonsáis es que podrás escoger entre muchas estructuras, puedes buscar algunos ejemplos en Internet. Por otro lado, recuerda que no debes dejar las ramas demasiado juntas, porque evitarás que la planta reciba luz suficiente y podría enfrentar problemas con el moho.

La planta de marihuana es anual, por esa razón es importante cortar la planta cuando ha florecido. Si deseas, puedes lograr mantener la planta viva para que floreciese varias veces del mismo tallo, esto logrando sembrar marihuana por medio de los esquejes o semillas.

  • Cuando la cosecha esté lista, procede a cortar el último tercio del tallo, justo donde están los cogollos más grandes.
  • En el segundo tercio, debes podar todas las hojas que están amarillos y solo dejarás las verdes.
  • En el último tercio de la planta, no es necesario que lo toques, a excepción de que hayan hojas amarillas. Es de suma importancia dejar las flores minúsculas en el último tercio, debido a que así iniciarán con el proceso de regeneración.

Tips para cuidar tu bonsái de marihuana

  • Elige el mejor sustrato que encuentres
  • Riego cuidadoso, porque así garantizarás el desarrollo y eliminarás la posibilidad de la aparición de enfermedades
  • Evita 12 horas continúas de oscuridad, cuando limitas la luz, el crecimiento es lento.

¿Te gustó este artículo? ¡Compártelo! No olvides que tu aporte es de gran importancia para nosotros.